Plan de Emergencia en Edificios y Condominios

5/5 - (1 voto)
Read Time:7 Minute, 10 Second

LA PREVENCIÓN ES UNA INVERSIÓN, NO UN GASTO

La nueva Ley de Copropiedad 21.442 establece nuevas exigencias para el plan de emergencia y protocolos de evacuación, lo que ha obligado a las comunidades que no estaban al día a actualizar sus planes.
Paula Avilés V.

La nueva Ley Copropiedad21.442 exige que el plan de emergencia sea presentado por el primer dueño, que sería la Inmobiliaria, a diferencia de la ley anterior, que dejaba esa tarea al primer Comité de Administración, que a su vez tenía 90 días para entregarlo. De esta manera la comunidad tiene un plan (en manos de Carabineros y bomberos, desde el día 1 de su funcionamiento).

La ley actual dice así:
“Todo condominio deberá tener un plan de emergencia ante siniestros o emergencias, tales como incendios, terremotos, tsunamis u otros eventos que puedan dañar a las personas, a las unidades y/o a los bienes de dominio común del condominio. El plan de emergencia deberá incluir las acciones a tomar antes, durante y después del siniestro o emergencia, con especial énfasis en la alerta temprana y los procedimientos de evacuación ante incendios.
El primer plan de emergencia, que deberá contener el plan de evacuación, tendrá que ser suscrito por la persona natural o jurídica propietaria del condominio y deberá acompañarse como antecedente al solicitar la recepción definitiva del proyecto acogido al régimen de copropiedad inmobiliaria, salvo que la solicitud para acogerse al referido régimen se presente respecto de una edificación que ya cuenta con recepción definitiva, en cuyo caso el plan de emergencia deberá acompañarse al solicitar el certificado referido en el artículo 48 de esta ley”.

Otro cambio es que la ley exige que el plan de emergencia y evacuación sean elaborados y certificados por un Ingeniero en Prevención de Riesgos.
“La elaboración del primer plan de emergencia, así como sus actualizaciones, serán realizadas y suscritas por un ingeniero en prevención de riesgos, debiendo dar cumplimiento a la norma técnica que para dicho efecto señale el reglamento de esta ley. La actualización de este plan deberá ser suscrita además por el presidente del comité de administración y por el administrador del condominio”.

Conversamos con Jordán Sepúlveda, Ingeniero en Prevención de Riesgos y dueño de Sepúlveda Ingeniería Spa, sobre el panorama de la prevención y seguridad en las comunidades.
“Hoy en Chile tenemos edificios nuevos, construidos en la década de los 90 que ya cuentan con red húmeda, red seca y red inerte, que son de uso exclusivo de bomberos. Estas construcciones también cuentan con sistemas de detección y extinción de incendios por lo que son considerados como más seguros. Pero hay otros, aquellos construidos entre 1940 y 1970, que no tienen nada y ante una emergencia, como un incendio, no tienen como defenderse. Por lo tanto, lo que recomendamos para este tipo de casos, es analizar la carga combustible del edificio (la carga combustible es cuánta materia existe para quemar y cuánta energía libera, en pocas palabras) y eso lo ajustamos a uno o varios extintores de incendio. Desde hace muchos años, existen unos extintores de incendio de carro, que parten desde los 50KG y tienen rueditas. Lo otro que recomendamos y que es algo bastante sencillo de instalar, es una red inerte, nosotros lo hacemos. Esto implica que por la zona de escaleras de emergencia y puntos estratégicos, hay tomas de corriente listas para funcionar con cualquier elemento que conecte bomberos, alimentado desde el exterior del edificio. En los edificios antiguos es muy importante revisar el tema eléctrico, porque en nuestra experiencia nos hemos encontrado con cortocircuitos o puntos calientes que algún momento pueden causar un incendio”, comenta el Ingeniero y agrega, “le informamos al cliente de la situación y si ellos lo requieren les hacemos un presupuesto adicional”.

“En Sepúlveda Ingeniería Spa, somos especialistas en entregar la “solución integral” así el condominio recibe un diagnóstico de todo lo que debe normalizar, y cumplir con las normas exigidas, el hecho de interactuar con muchos administradores en Agacech, nos ha permitido tener una visión más amplia del rubro de los condominios, para poder entregar soluciones a medida y compatible con las comunidades del país”

No obstante, del año de construcción hay dos factores que son vitales: las personas que componen la comunidad y la calidad de la administración ¿Por qué?
“Me gusta plantear que el edificio funciona como un ecosistema cerrado, y quienes viven dentro son capaces de conservarlo o bien destruirlo. Por eso es muy importante que las personas sepan qué hacer ante un siniestro, y eso es lo que cuesta más. Por otro lado, está el cuidado que depende de la administración. Por ejemplo hay edificios que son relativamente nuevos, pero en los que vemos mucho daño causado por la poca mantención como extintores vacíos, puertas de emergencia con mucho uso, escaleras de emergencia con las gomas antideslizantes vencidas; mientras que hay otros antiguos que están en buenas condiciones”, dice Jordán Sepúlveda.
Idealmente los planes de emergencia no deberían ser estándar, sino que tendrían que ser soluciones personalizadas ya que son muchos los factores que inciden.
“El programa más completo es el que contempla protocolos y procedimientos ante incendio, amago de incendio, falta de electricidad, fugas de gas, fugas de agua, terremoto, asaltos, peleas dentro del condominio. Sin embargo, el plan que hagamos (el requerido por el cliente) siempre hay que hacerlo con altos estándares de calidad para que los niveles de riesgo sean mínimos y los peligros sean eliminados, aislados o detectados”.

Prevención es la clave
Sepúlveda piensa que en Chile falta mucha educación sobre Prevención, pero no sobre los procedimientos o protocolos, sino sobre las reales ventajas de invertir en prevención. “Por ejemplo, cuando un comité de administración se ve enfrentado a elegir un tipo de extintor, entre los cuáles no hay una diferencia significativa en el precio, realmente está eligiendo entre perderlo todo o que sólo haya que cambiar una cortina que comenzó a quemarse. Esa es la verdadera diferencia entre un extintor que dura 5 segundos versus otro que dura hasta un minuto en uso. Siempre le planteo a mis clientes que invertir en prevención, en primer lugar es evitar tener que hacer frente a la responsabilidad legal ante cualquier tipo de daños, muertes y todo lo que conlleva un siniestro. Incluso, ante un accidente, la PDI y la Fiscalía revisan los planes de emergencia, los contratos de trabajo, los mantenimientos, que los trabajadores tengan en su poder sus implementos de seguridad, en fin que todo esté en orden. Lamentablemente como sociedad no somos pro activos, sino que reactivos”.
Y en esa línea, la ley pone especial énfasis en los protocolos de evacuación y en que hay que realizar simulacros. “En general las personas son reticentes a participar, en primer lugar porque es obligatorio, por ejemplo de 100 departamentos, sólo participan en los simulacros entre 30 y 45 personas. Los más entusiasmados siempre son los niños, quienes siempre quieren aprender cómo funciona la red húmeda o el extintor”, cuenta Sepúlveda.

La Actualización
Jordán asegura que “la mayoría de los planes de emergencia que hemos revisado últimamente ya no sirven y deben ser actualizados, ya que las condiciones externas a veces varían. Por ejemplo, en un edificio del centro hubo que considerar riesgos de turbazos, que son estas hordas de personas que se meten en las conserjerías, roban todo lo que pueden y se van”. Y es que independiente de los plazos exigidos y fijados por la ley, hay que analizar si las condiciones del edificio han cambiado, porque de ser así hay que actualizar el plan de emergencia. ¿Por qué? “Porque el plan de emergencia quiere salvar vidas, ese es su objetivo, y para los bomberos es un verdadero mapa que facilita su trabajo, ahorra minutos, minutos que vidas”, dice el Ingeniero en Prevención.

Para tener en cuenta
El plan de emergencia siempre deberá mantenerse en la recepción o conserjería del condominio un archivo de los documentos que conforman el plan de emergencia y el plan de evacuación actualizados, incluido un plano del condominio con indicación de las vías de evacuación y las instalaciones de emergencia, tales como los grifos o bocas de incendio, sistemas de respaldo de energía o grupo electrógeno, alumbrado de emergencia, sistema de detección de humos y alarmas, red seca, red húmeda, sistemas de extinción manual o automática; incluyendo además las instalaciones de agua potable, alcantarillado, electricidad y calefacción, con los artefactos a gas contemplados y sus requerimientos de ventilación si correspondiese, y cualquier otra información de instalaciones o recintos que sea necesario conocer frente a los distintos tipos de eventos o emergencias considerados en el plan.

QUÉ HACER ANTE EL AUMENTO DE LA DELINCUENCIA

Todos los días vemos en la noticias una seguidilla de hechos violentos y delitos. La seguridad en los edificios y Read more

Nueva ley Devuélveme la casa

¿AYUDARÁ A DISMINUIR LA MOROSIDAD EN LAS COMUNIDADES? Según el Censo de 2017, en Chile existen 1.138.062 departamento habitados (hogares) Read more

LA NUEVA RETRIBUCIÓN A LOS COMITÉ DE ADMINISTRACIÓN

¿Cómo manejar la retribución a los miembros del Comité de Administración y que no sea un descalabro para las finanzas Read more

Agacech trabajando codo a codo con el Minvu.
Agacech trabajando codo a codo con el Minvu.

Agacech trabajando codo a codo con el Minvu. Nuestros dirigentes se reunieron con los encargados de la Secretaría Ejecutiva de Read more